Deathpanel – “Age Of Insignificance”

Una acometida impactante

4-estrellas

 

Tesco Organisation - Junio de 2018 - power electronics - TESCO 124

 

 

Tesco Organisation vuelve a deslumbrar con un debut impactante. Deathpanel es un proyecto alemán de power electronics cargado de ira. Ocho cortes hirvientes en los que se desarrollan mosaicos sonoros repletos de presión.

 

 

Como casi todos sabemos, Tesco organisation es uno de los referentes indiscutibles a nivel mundial en lo que a power electronics se refiere. En esta ocasión, el sello alemán sorprende con el debut en CD de un proyecto que ya dio a conocer poco tiempo atrás en el fantástico prontuario Projekt Neue Ordnung II, donde colaboró con la aplastante “Freedom Is Pain”. Asimismo la banda hizo lo propio en el recopilatorio de Zaetraom, 4th World: Afterworkpopsongsforchildsoldiers, en el que se incluyó “Better Than Home”. Pues bien, ahora le ha llegado el turno al primer larga duración, Age Of Insignificance, un CD adaptado a la perfección a las matrices del sello, que sabe sonar frío, hierático, punzante, y salvaje al mismo tiempo.

Su estilo bascula entre la acometividad sonora de Genocide Organ y la divagación compositiva de The Grey Wolves, haciendo de este trabajo algo salvaje y rotundo. Una colección de paisajes apocalípticos rebosantes de ruido y distorsión en los que se concatena de forma muy acertada loops, grabaciones de campo y voces en absoluta exasperación. Si ya con “Faceless”, corte con el que da comienzo el CD, las cosas nos quedan claras, el desarrollo del trabajo ahonda en la indeterminación inherente de la sociedad actual, la falta de valores y los efectos de la sociedad masa planteados por Marcuse en sus obras. Una banda sonora perfecta para una población anclada en el inmovilismo y el sometimiento gubernamental.

 

deathpanel .jpg

 

Age Of Insignificance está cargado de impactante munición acústica. No conviene pasar por alto temas como “I Live For My Sins” o el corte que bautiza este álbum “Age Of Insignificance”, canciones que demuestran la calidad de Deathpanel dentro de los jalones marcados por el sonido más extremo de la electrónica.

La sobriedad y la crudeza de transpira Deathpanel es algo palpable hasta en su portada, cuyo diseño se reduce al logo, el nombre de la banda y el título del disco, obviando figuración alguna hacia la realidad. Deathpanel es rabia eidética, es furia conceptual tan directa como un disparo al pecho. Una genialidad digna del sello que lo publica.

Age Of Insignificance ha sido lanzado en formato digipak, acompañado de un libreto de cuatro páginas en el que se incluyen las letras de alguno de sus temas, hecho que nos ayuda a entender mejor la idiosincrasia del proyecto.

Deathpanel inaugura su discografía con un trabajo vibrante, no dejes de descubrirlo.

 

 

Fernando O. Paíno

The Grey Wolves – “Exit Strategy”

Estrategia de cambio

4-estrellas

 

Tesco Organisation – Octubre de 2017 – experimental/power electronics - TESCO 118

 

 

In Our Time

Lockdown

The Precinct

A Place Of Grief

In Too Deep

Harmful Intent

Seizure

Terminal

Flatline

 

 

El clásico dúo británico The Grey Wolves regresa a Tesco para presentar un trabajo parcialmente distanciado de la intransigente acometividad sonora que les caracteriza. “Exit Strategy” nos ofrece una perspectiva mucho más rítmica que de costumbre, sorprendiéndonos con nueve singulares ejemplos de buen hacer industrial. 

 

Todos sabemos que Grey Wolves es uno de los conjuntos más longevos y representativos de power electronics europeo. La banda dirigida por David Padbury y Trevor Ward se ha caracterizado por la auto-organización editorial, mayoritariamente realizada en formato casete, y los sonidos tanto hirientes como salvajes en plena desesperación cacofónica. Pues bien, su última propuesta, Exit Strategy, editada a finales del año pasado por Tesco Organisation, consigue separarse parcialmente de la intrínseca exasperación que define al conjunto, ofreciéndonos un repertorio de temas mucho más experimentales y sosegados si nos ponemos a comparar con evidencias anteriores como los demoledores Punishment(1992) o The Age Of Dissent(1995).

 

7690907.jpg

 

En Exit Strategy hallamos nueve cortes que pueden recordar en esencia sonora a algún trabajo del proyecto francés Propergol, especialmente a sus álbumes Ground Proximity Warning System(2006) y Paradise Land(2012), este último también publicado por Tesco. Los rasgos que hacen que esto sea así los encontramos en una inusitada y hierática parsimonia acústica que no es tónica definitoria de Grey Wolves, y que rara vez se manifiesta dentro de una propuesta editorial de la banda, salvando ejemplos como el hipnótico Blood And Sand(1990).

Aunque en Exit Strategy preponderan las líneas atonales cargadas de experimentación, Grey Wolves no pierde la oportunidad de sorprendernos con temas tan enérgicos y geniales como “Seizure”, en el que el ruido tamiza toda suerte de ritmos enfermizos dando lugar a un corte magnético y punzante.

La verdad es que este cambio estilístico en la idiosincrasia de Grey Wolves cuanto menos sorprende. El grupo no abandona en ningún momento su nervio malevolente y ruidista, sin embargo éste se ve mucho más cuidado que de costumbre, ofreciéndonos un trabajo más comedido, equilibrado y formal, huyendo parcialmente del golpe de fuerza irrefrenable con el que siempre serán emparentados.

Tesco Organisation ha decidido lanzar este último álbum de Grey Wolves en dos formatos diferentes, el CD y el vinilo. Este último cuenta con una tirada realmente corta para el grupo del que se trata, tan solo se han prensado trescientos ejemplares, y actualmente empieza a escasear dentro de la oferta del sello alemán, por lo que si eres uno de los muchos seguidores de este emblema del industrial, te recomendamos que actúes sin dilación.

 

 

Fernando O. Paíno

 

 

 

 

 

Trepaneringsritualen ‎– “Kainskult”

Heterogeneidad y visceralidad

5_Estrellas

 

Tesco Organisation - Septiembre de 2017 - ritual/industrial/dark ambient - TESCO 119

 

Thomas Martin Ekelund rompe moldes con un disco que se distancia mucho del esquema propuesto en sus anteriores ofertas. Kainskult es un trabajo vibrante y sepulcral que mantiene la sobria esencia de Trepaneringsritualen, pero que a su vez sabe huir del arquetípico tradicionalismo estilístico que impone el ritual, ofreciéndonos nuevas fórmulas cargadas de violencia.

 

Thomas Martin Ekelund es un artista que sabe evolucionar, y esa peculiaridad es un aspecto infrecuente e infravalorado en los días que corren. El sueco ha sabido gestar un estilo personal y único que consigue pulirse con la consecución de discos. Kainskult es su último trabajo, y la verdad es que hablamos de una colección de temas muy variada que sabe mantener la estética distintiva de este proyecto.

Una de las razones por las cuales Kainskult suena de forma radicalmente distinta a sus anteriores discos quizá sea la plétora de agrupaciones que en él participan. Podemos encontrar a artistas cargados de peso cualitativo como Henrik Nordvargr Björkk, Dan Serbanescu de Tanz Ohne Musik o Peter Andersson de Deutsch Nepal, sin pasar por alto la ejemplar masterización llevada a cabo por Linus Andersson, natural de la misma ciudad que el artista, Gotemburgo. Este aspecto se aprecia perfectamente en la revisión efectuada a temas ya editados como “Feral Me”, el cual gana una extraordinaria plasticidad estética en los surcos de Kainskult. Otros como el que le sigue, “Serpent Seed”, consigue descubrirnos una faceta repleta de ritmo que ha sido poco cultivada por Ekelund hasta el momento, en la que logra sorprendernos gracias a ese visceral e inesperado flow vocal que consigue desatarse de los patrones death industrial.

 

R-10966860-1507372439-2263.png.jpg

 

Aunque en Kainskult prevalece la severidad arcaica y radical que marca la esencia ritual abanderada por este artista y presente en cortes como “ᚲ ∴ ᚲ ∴ ᚲ” o “An Immaculate Body Of Water”, hay momentos deslumbrantes en los que la complejidad acústica se desata, pudiendo destacar genialidades como “Maðr Malformed” y “V ∴ V ∴ V”, donde la fluctuación de fuerzas se vuelve una constante, complementando la tranquilidad colmada de desasosiego con el salvajismo cercano al doom que describe los últimos discos de Trepaneringsritualen.

Este disco fue concebido como un guiño a Caín, tal y como el propio Ekelund nos desvelaba tiempo atrás en una entrevista realizada para NOmelody. Este icónico personaje bíblico es visto por los ojos de Thomas como el primer heresiarca, y ahí radica la etimología de este álbum. Un trabajo que ha sido lanzado en distintas ediciones y formatos por Tesco Organisation y que está gozando de un merecido reconocimiento.

 

 

Fernando O. Paíno

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Salford Electronics – “Communique No. 2”

Tornando hacia la lobreguez

4-estrellas

 

Tesco Organisation – Junio de 2017 – experimental/industrial/dark ambient - TESCO 117

 

Neon Rain

Prestwich

Cease To Function

Broken Shadows

Ritual No. 6

This Sickness

Lost Transmission

Another Place

Capitulation

Getting The Fear

 

 

David Padbury, uno de los pilares de los míticos The Grey Wolves, nos presenta un nuevo proyecto en solitario, Salford Electronics. Ritmo conceptual condimentado con líneas de ruido en el que preponderan las elucubraciones experimentales.

 

Padbury es uno de los nombres más icónicos dentro del power electronics. Su trayectoria musical ha recorrido muchos caminos dentro de este campo, dando lugar a proyectos indispensables como Irritant, The Blackshirt Orchestra o los laureados The Grey Wolves. Lo que ahora se ofrece ahonda más en la esencia del experimental lúgubre de raíz minimal, pero sin dejar a un lado la esencia ruidista. Salford Electronics sabe crear cortes cercanos al ambient disonante a los que ocasionalmente se salpimenta con pequeñas dosis de cadencia, generando ocasionales ritmos dislocados repletos de magnetismo.

 

0004201020_10.jpg

 

El disco en sí está cimentado sobre estructuras netamente calmadas, todo lo contrario a lo que Grey Wolves nos tiene acostumbrados. No resulta complicado sentirse atraído por temas como “Capitulation”, en el que se logra gestar una suerte de atmósferas etéreas y cambiantes que envuelven al oyente. Planteamientos contextuales como “Prestwich” nos hacen perdernos entre la confusión y el desconcierto al más puro estilo Propergol, esgrimiendo todo tipo de samples y grabaciones urbanas que se funden con percusiones ancladas en el trasfondo del tema, forjando una amalgama de elementos dispares para crear algo sólido e impactante. La genialidad de Padbury no tiene límites que puedan frenarle, cada idea plasmada en Communique No. 2 es un triunfo en sí mismo. Un disco que se distancia de la furia cacofónica para rendir culto al misterio. Algo que este británico no suele ofrecernos a menudo.

La lobreguez sonora es una cualidad que reina en este primer larga duración de Salford Electronics. Sin tener que avanzar demasiado en la extensión del disco, podemos hallar verdaderas odas emparejadas con el dark ambient más certero como “Broken Shadows”, en la que la opacidad prepondera durante toda la vida del corte. Exceptuando los recursos externos, el disco se muestra exento de voz alguna, detalle que nos permite apreciar la infinidad de matices que se aúnan en este trabajo, así como la magnífica labor de ecualización llevada a cabo.

Communique No. 2 ha sido publicado por el emblemático sello alemán Tesco Organisation. Su edición se ha llevado a cabo únicamente en formato CD, y en la portada descubrimos la sobriedad conceptual que caracterizaba a los lanzamientos de COME organisation, la arquetípica casa discográfica de William Bennett.

Salford Electronics es una gran oportunidad para descubrir esta faceta oculta de Padbury. Algo que ha tardado en materializar y que no tiene nada que envidiar a la genialidad compositiva de The Grey Wolves.

 

Fernando O. Paíno

 

 

 

 

 

 

DIEZ DISCOS DE INDUSTRIAL QUE DEBES ESCUCHAR ANTES DE MORIR

Siempre resulta complicado establecer una lista de discos que recomendar, da igual que se trate del género industrial o de cualquier otro estilo de música. Es muy fácil pasar por alto alguna piedra angular que a su vez debería ser señalada como imprescindible, pero en NOmelody nos tiramos a la piscina y te recomendamos los diez discos que, a nuestro criterio, son imprescindibles para comprender y disfrutar someramente de la esencia del movimiento industrial y post-industrial. Podríamos haber ampliado el catálogo, y posiblemente lo haremos en un futuro, pero por el momento escudriñemos los siguientes:

 

1. Throbbing Gristle – “Dimensia In Excelsis”

WP_20170710_22_13_25_Pro.jpg

Tesco Organisation - TESCO 037 - Noviembre de 1998

Vale que no se trate de un disco en estudio, pero para saborear la verdadera esencia de los pioneros del género industrial, lo mejor es a todas luces escucharlos en directo. Y nada más apetecible para ello que este directo semioficial que Tesco editase en las postrimerías de los noventa. Desecha la posibilidad de asimilar a Throbbing Gristle en estudio, sus lanzamientos no sintetizan adecuadamente la esencia destructiva, paroxística y arrolladora que sus primeras actuaciones presentaban. Dimensia In Excelsis recoge gran parte de la actuación llevada a cabo por el cuarteto británico el 22 de mayo de 1981, poco antes de la disolución de la banda. En este directo se condensa el nervio industrial de la manera más pura y original, haciendo de dicha actuación un dechado de furia descontrolada.

 

 

2. SPK – “Leichenschrei”

WP_20170710_21_55_51_Pro.jpg

Thermidor - T-9 - 1982

Creo que la definición que Genesis P-Orridge dio acerca de SKP a principios de los ochenta puede ser la que mejor se adapte a la esencia primeriza de este conjunto australiano: “Es la banda más degenerada que he visto jamás“. Leichenschrei es su segundo larga duración. Resulta mucho más hipnótico y dislocado que Information Overload Unit, su primer lanzamientoUn disco que ha gozado de numerosas reediciones y que sigue siendo altamente valorado por los seguidores de esta banda. Sus dos cortes no tienen desperdicio alguno.

 

 

3. Esplendor Geométrico – “Eg1”

WP_20170710_21_41_45_Pro.jpg

Autoproducido - c-50 casete - 1981

Poco después del lanzamiento de su desconcertante single debut Necrosis en la PoyaEl trío madrileño conformado por Arturo Lanz, Juan Carlos Sastre y Gabriel Riaza dio forma un trabajo tan potente como destructivo, EG1. Ritmos fabriles enclaustrados en la cadencia y el hieratismo, aderezados con letras hirientes al más puro estilo Throbbing Gristle. ¿Qué más se puede pedir? La casete fue editada originariamente en Madrid y limitada a únicamente 300 ejemplares. Un año más tarde el sello alemán Datenverarbeitung, una filial de Normal Records, se fijaría en él de cara a su reedición. Hoy resulta imposible entender la música industrial sin esta joya.

 

 

4. Whitehouse – “Psychopathia Sexualis”

WP_20170710_21_44_25_Pro.jpg

Come Organisation - WDC 881027 - Julio de 1982

Whitehouse es el grupo que revitalizó y recrudeció de forma definitiva la famélica escena industrial que existía a comienzos de la década de los ochenta. A ellos les debemos el término power-electronics, siendo por primera vez utilizado en la portada de este LP para definir un nuevo y abrasivo estilo de música que se venía gestando desde la aparición de Total Sexsu segundo larga duración. Quizá no se trate del mejor LP de Whitehouse, pero sí del que mejor condensa la obsesión por los asesinos en serie, las mutilaciones y la fascinación por los asuntos altamente escabrosos que esconde la Historia. Además, podemos disfrutar de unos extractos en directo pertenecientes a sus Live Actions y de la voz de Jordi Valls presentando varios de los cortes de la primera cara.

 

 

5. NON – “Blood & Flame”

WP_20170710_22_00_32_Pro.jpg

Mute - STUMM 32 - Enero de 1987

Boyd Rice es uno de los artífices del ruido entendido como música. Este estadounidense lleva experimentado desde principios de los setenta con la malsana intención de crear las tonadas más hirientes y desconcertantes que jamás ha ideado el ser humano. El disco escogido es Blood & Flame, uno de los más digeribles de su discografía, el encargado de marcar el punto de inflexión entre su primera etapa, más ruidista, y la segunda, marcada por la influencia y estrecha colaboración con artistas británicos como David Tibet o Douglas Pearce. Independientemente, Rice es por derecho propio una de las referencias más señeras del mundo industrial, encargándose de moldear el recién nacido catálogo de Mute a comienzos de los ochenta. Sí, el mismo sello que fichó a Depeche Mode.

 

 

6. Lustmord – Lustmørd

WP_20170710_22_05_50_Pro.jpg

Sterile Records - SR3 - 1981

Este galés es conocido por dar el nombre al género dark ambient gracias a su celebérrimo Heresy de 1990. Sin embargo, Lustmord ha publicado excelsas obras desde el principio de su dilatada carrera. Éste es su primer trabajo, un self titled impactante en el que podemos disfrutar de un industrial puro como la jalea real, salpimentado con altas dosis de oscuridad.

 

 

7. Haus Arafna – “Butterfly”

WP_20170710_22_07_54_Pro.jpg

Galakthorrö - Galakthorrö 014 -2003

La casa alemana Galakthorrö es un ejemplo de industrial bien entendido. Sus artífices, Mrs y Mr Arafna, dieron a luz un disco tan imprescindible como definitivo: Butterfly. Esta tercera entrega dentro del catálogo del dúo marca un broche de oro en lo que respecta a la posibilidad de poder ordenar el caos, generando tonadas aplastantes cargadas de ritmo, elegancia y distorsiones de sintetizador monofónico. Un cinco tenedores que no te cansarás de digerir.

 

 

8. Grey Wolves – Punishment

WP_20170710_21_52_31_Pro.jpg

Tesco Organisation - TESCO 011 - Octubre de 1992

Grey Wolves es una de las bandas más controvertidas de la historia del industrial Su polémica estética y ideología les ha convertido en una de las formaciones más censuradas de todos los catálogos musicales que se presten. La discografía de esta agrupación británica está cimentada a base de casetes, sin embargo a comienzos de los años noventa Tesco Organisation decidiría publicarles su primer lanzamiento de larga duración en vinilo: Punishment. El trabajo está cerca de ser presentado como una auténtica lobotomía acústica, uno de los discos más hirsutos y deslumbrantes que se puedan concebir. Una obra maestra del power-electronics que todavía desata los más fervientes deseos de los coleccionistas. El polo norte del ruido. Imprescindible.

 

9. Genocide Organ – “Mind Control”

WP_20170710_22_09_53_Pro.jpg

Tesco Organisation - TESCO 025 - Septiembre de 1995

Genocide Organ es otra de las formaciones pertenecientes al nuevo sonido post-industrial teutón. Comenzaron durante la segunda mitad de los ochenta y desde entonces no han parado de configurar discos punzantes y fríos colmados de funestas intenciones. Mind Control es su tercera entrega, un álbum que encapsula de forma magistral la malevolencia de este impactante grupo. Temas hipnóticos, zumbantes, rudos, rebosantes de disonancias. Resulta muy complicado escoger un LP de esta colosal formación, pero, dados a elegir, Mind Control es la oferta más sugerente de toda su apetecible discografía.

 

10. Maurizio Bianchi – “Mectpyo Box”

WP_20170710_21_39_12_Pro.jpg

EEs'T Records - 2/11MB - 2008

Corriendo el riesgo de perder todo tipo de fiabilidad por haber obviado el Kollaps de Einstürzende Neubauten dentro de esta selección, creo que resulta más importante rescatar a uno de los responsables de las pesadillas sonoras más densas jamás editadas. Bianchi es un genio de la desolación. Su carrera editorial es tan prolífica como interesante, generando en tan solo tres años una decena de trabajos imprescindibles. Mectpyo Box se encarga de recopilar todos en una sola caja, y es por ello por lo que la recomendamos. Este italiano trabajó mano a mano con el sello de William Bennett, Come Organisation, generando Leibstandarte SS, un proyecto que le costó más de un disgusto a él y a sus socios por causa de la censura ejercida por distribuidoras como Rough Trade.

 

Conversaciones con el nuevo heresiarca

 

Trepaneringsritualen no deja de sorprendernos. Desde su constitución allá por 2008, Thomas Martin Ekelund no ha cesado en el empeño de ofrecernos discos rebosantes de oscuridad, deseos malditos, y sangrías rituales. NOmelody se acerca a él en pos de hallar nuevas repuestas dentro de una arqueta oscura y cargada de misterio. Con todos vosotros, Trepaneringsritualen al habla:

 

 

¿Qué te hizo crear T × R × P?

 

La maldición de T × R × P me sucedió, nunca fue una decisión consciente por mi parte. T × R × P existe más allá de mí, yo soy sólo un pequeño factor en la ecuación. El propósito sigue siendo oscuro, tal vez, incluso, con más intensidad según el tiempo avanza. Cuanto más lo entiendo, menos sentido presenta. Por cada velo levantado, aparece otro. He llegado a pensar que el propósito es justo eso: la aniquilación del sentido, para alcanzar el estado perfecto de inexistencia.

 

T × R × P como concepto, ¿qué pretende definir?

 

El nombre también fue recibido en lugar de elegido. Lo he interpretado de la misma manera desde el principio. El propósito original del proceso primigenio de la trepanación era abrir el tercer ojo. El hombre primitivo debe haber recordado la apariencia de los Nefilim, e intentó emularlo por sus propios y limitados medios.

Si uno decide interpretarlo como un ejercicio físico o metafísico, un ritual de trepanación sigue sirviendo al mismo propósito: Abrir el tercer ojo -y por lo tanto todos los demás sentidos- para facilitar la comunicación con lo que está más allá de lo sensible, más allá de la creación.

 

Trepaneringsritualen-by-Nicky-Hellemans.jpg

 

Tu música es una combinación eficiente de ritual, power electronics y dark ambient. Si tuvieras que elegir uno de ellos, ¿cuál elegirías?

 

En pocas palabras: T × R × P es música ritual. Si se presionase para una descripción más tangible, haría industrial. Cualquier etiquetado adicional me parece inútil.

 

¿Qué es lo que más te gusta de actuar en directo?

 

El ritual en vivo perfecto es aquel que combina un lugar con su propia y potente energía y una audiencia que está atenta y dispuesta a arrojarse al abismo. Cuando estas cosas se alinean conseguimos algo mucho más allá del “rendimiento”. El ritual se convierte en un vórtice donde la razón y la carne se disuelven. Unidad y aniquilación.

 

¿Cuáles son sus influencias?

 

T × R × P es la influencia y el resultado final.

 

Trepaneringsritualen-by-Linda-Marie-Bjärenstam (1).jpg

 

¿Qué prefieres, la frialdad de la muerte o el calor del infierno?

 

La muerte es un término complejo, una palabra que tiene muchos significados. La muerte es iniciación e iluminación. La muerte está derramando la carne dolorosa y los impulsos vulgares. La muerte es unión y disolución.

El concepto del infierno nunca me ha interesado mucho. Parece una creación de los Jahvists para mantener a los débiles en un estado de temor tembloroso.

 

Hablemos de futuro a corto plazo. ¿Cuándo podemos disfrutar de tu nuevo lanzamiento?

 

La continuación de Perfection & Permanence está muy cerca de completarse. Lleva el título de Kainskult y estará disponible en Tesco a finales de este año. Es un trabajo centrado en gran parte en Kain, el anarquista y heresiarca por antonomasia. El transgresor original. Además, hay una multitud de reediciones con temas extras y finales alternativos, incluyendo una versión ampliada de Konung Dómaldr Vid Upsala Hängd en Neuropa, el material T × R × P de mi colaboración con Deathstench y Body Cargo, recopilados en LP y CD por Old Europa Cafe. Hay también una serie de participaciones en estos trabajos.

2018 traerá algunos desarrollos profundos y transformaciones, pero es temprano para discutir estos en los detalles.

 

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑